Londres

¡Último viaje del 2016!

dsc08534Hasta la fecha, una de mis ciudades favoritas de Europa, por su diversidad cultural y étnica y por la multitud de opciones para disfrutar de ella.

Si sois amantes de las luces y del espíritu navideño, debéis visitarla sin duda en estas fechas, el despliegue de luces y adornos que cubren las calles es simplemente espectacular. Todo ello junto con la multitud de gente paseando y preparando sus regalos y los artistas callejeros tocando y cantando en plena calle, crean un ambiente mágico.

Personalmente, pese a que la temperatura es muchísimo más agradable para pasear en verano, me sigo quedando con la época navideña. Y además, si vais a finales de noviembre, podéis aprovechar los descuentos del Black Friday!

En esta ocasión volamos desde Alicante (en lugar de Valencia porque el horario era mucho mejor) hasta Stansted, y una vez allí, en el mismo aeropuerto cogimos el autobús que teníamos previsto hasta Londres, con parada en Waterloo a escasos metros del hotel.dsc08560

Nos alojamos en el hotel Park Plaza, que cuenta con unas vistas impresionantes al puente de Westminster y el Big Ben, y te permite tener un fácil acceso a toda la ciudad tanto andando como en autobús o metro.

Y nada más llegar y soltar las maletas, nos fuimos a disfrutar de las concurridas calles de Oxford Street, Regent Street y Picadilly Circus.

El segundo día coincidió con el BLACK FRIDAY, así que primero nos dirigimos hacia la zona del Covent Garden por sus tiendas alternativas y su especial encanto, y luego, como no, hacia Oxford y Regent Street. Pero antes, hicimos una pausa en la especial plaza de Neal’s Yard, definida como un oasis de color en pleno corazón de Londres y a la que se llega a través de una estrecha calle que te aleja del bullicio de Covent Garden. Se encuentra ubicada en el triángulo que forman las calles de Neal Street, Shorts Gardens y Monmouth Street y su visita es totalmente recomendable.

Una vez ya en Oxford Street seguimos con nuestras compras, y si buscáis bisutería muy bien de precio, Top Shop es una buena opción, donde además tenéis la posibilidad de personalizar vuestros propios colgantes! Pero sin duda, si queréis enamoraros de sus escaparates y el interior de sus tiendas, tenéis que visitar en Regent Rtreet Karl Lagerfeld, Burberry (con un impresionante coche clásico en su interior) y Michael Kors, y para los más pequeños, y no tanto, Hamleys, la tienda que os hará volver a la infancia!

El tercer día visitamos una de mis zonas favoritas, Notting Hill, con sus casitas de colores y su famoso mercado, y comimos allí en un típico pub inglés!

Por último el cuarto día terminamos de hacer algunas compras y nos adentramos en una odisea hasta llegar al hotel debido al abundante tráfico, así que si tenéis que ir con taxi o autobús, hacedlo con muchísima antelación!

¡Un besazo!

My Little Pea